El 4 de septiembre de 2018, la Superintendencia de Compañías, Valores y Seguros (“SCVS”) publicó la Resolución No. SCVS-DSC-2018-0029 que sustituye en su totalidad la Resolución No. SCV.DSC. 14.009 de 2014 (la “Resolución”). La Resolución regula las políticas, procedimientos y los mecanismos para prevenir el lavado de activos, financiamiento del terrorismo y otros delitos que deben aplicar los sujetos obligados de acuerdo al artículo 5 de la Ley Orgánica de Prevención, Detección y Erradicación del Delito de Lavado de Activos y del Financiamiento de Delitos (la “Ley de Prevención”) bajo control de la SCVS (los “Sujetos Obligados”)

A continuación, indicamos algunos de los cambios más relevantes:

1.- Se establece que se considera Personas Expuestas Políticamente (PEP) a quienes hayan desempeñado funciones públicas hasta un año (1) después de haber culminado el cargo que originó tal calidad.

2.-Se establece que los Sujetos Obligados deben asegurar de que todos sus miembros conozcan las normas relacionadas con la prevención del lavado de activos, y se impongan sanciones a los colaboradores que no cumplan con las políticas y procedimientos aprobados por la compañía.

3.- Para efectos del artículo 5 de la Ley de Prevención se establece como habitual la actividad de comercialización de vehículos, embarcaciones, naves y aeronaves, así como la inversión e intermediación inmobiliaria y, la construcción, si el operador realiza al menos una sola operación o transacción que supere el umbral legal en el plazo de cuatro (4) meses. Sin embargo, se establece que las empresas declaradas como no habituales por la Unidad de Análisis Financiero y Económico (“UAFE”) o aquellas con operaciones iguales o inferiores a los US $ 000 mensuales, deberán establecer un sistema preventivo, aplicando las debidas diligencias establecidas en esta norma, y que la declaración de no habitualidad a un sujeto no le exime de la presentación de reportes de transacciones que superen el umbral legal de aquellas que se califiquen como inusuales e injustificadas, en caso de existir.

4.- Se establece que la SCVS observará el Certificado de Cumplimiento de Obligaciones en los casos en los que se detecte un incumplimiento de la presente norma.

5.- Se explicita normas aplicables a las compañías cuya actividad económica sea la transferencia de dinero, de encomiendas o paquetes postales, nacionales o internacionales.

En general la norma ratifica aquellos requerimientos ya contemplados en el Reglamento a la Ley de Prevención. Es importante para las compañías tomar en consideración que esta normativa establece también una obligación de abstenerse de realizar transacciones comerciales en determinados casos como, por ejemplo, cuando el cliente no proporciona información mínima o en caso de presunción de estar relacionado con el lavado de activos u otros delitos. Esta obligación de abstención resulta de gran trascendencia para la actividad comercial de las compañías, por lo que un correcto programa de prevención se convierte en una herramienta vital para lograr el cumplimiento de la norma sin provocar inconvenientes en las transacciones diarias de todo negocio.

Por último, la SCVS podrá realizar inspecciones a las compañías bajos su control a petición reservada de la UAFE.

Advertencia: El boletín de Pérez Bustamante & Ponce no es ni podrá ser usado como asesoría u opinión legal, en vista de que se trata de un documento puramente informativo.